José Manuel García-Margallo: “Puigdemont está completamente fuera de control"

José Manuel García-Margallo: “Puigdemont está completamente fuera de control"
Written on Feb 23 2018 // Tags:

El ex ministro de Exteriores José Manuel García-Margallo ha venido esta semana a Espacio C4 para analizar la actual estrategia en política internacional, la crisis económica española y la situación política en Cataluña.  De estos temas y muchos más, el experto mantuvo en vilo a un aforo completo de oyentes.    

García-Margallo habla sobre el fin de la corrupción en España porque, a su entender, aunque se pongan en marcha "muchas medidas" y la persecución sea muy severa, "golfos va a haber siempre".

En relación a la elección de Luis de Guindos como vicepresidente del BCE, Margallo afirmó que desde hace mucho tiempo se sabía que el único candidato al Banco Central Europeo era Luis de Guindos, “porque objetivamente esto estaba diseñado así, ya que el presidente va a ser un alemán y se necesitaba un equilibrio con un país del sur”. “Son cambios de cromos, reconoció, el apoyo de los portugueses estaba garantizado y yo estoy encantado de que Guindos sea vicepresidente del BCE, ya que aunque es una pérdida para el Gobierno de España pero es un triunfo para España como país y un magnífico fichaje para el Banco Central.

Sobre la corrupción en el PP

García-Margallo ha evitado referirse específicamente  a la corrupción del Partido Popular, y se ha limitado a señalar que la corrupción es un "espectáculo" que está haciendo "mucho daño" al PP porque "desanima" a sus miles de militantes y cargos públicos y "escandaliza" a sus "votantes". Ha recordado asimismo que su partido ha tomado muchas medidas para evitar este problema.

Finalmente, preguntado por la posibilidad de que el líder socialista, Pedro Sánchez, esté usando la corrupción contra el PP de forma interesada al no ser crítico con las sospechas de financiación irregular en Podemos, Margallo ha opinado que se está haciendo un "uso selectivo" de esta lacra.

"Él lo que ha decidido es que él o es presidente de Gobierno o nada y por tanto habla con quien le puede hacer presidente de Gobierno", ha asegurado el ministro con respecto a Sánchez. Ha lamentado, en esta línea, que si los socialistas no hiciesen un uso selectivo de la corrupción y fuesen lógicos con sus propuestas se podrían llevar a cabo grandes reformas que son necesarias.

El orden del desorden

 José Manuel García-Margallo ha querido "ordenar el desorden" en materia jurídica y conceptual y que tiene como retos adaptar el servicio exterior al siglo XXI y aumentar la cooperación. García-Margallo ha dado a conocer este informe correspondiente a 2015 en el Consejo, presidido por el jefe del Ejecutivo en funciones, Mariano Rajoy, que analiza el cumplimiento de los objetivos de la política exterior española y que es un instrumento para informar al ciudadano de la acción de Gobierno.

Desde el punto de vista conceptual, se ha elaborado esta Estrategia que plasma los ejes de actuación de España: situar al ciudadano en el centro de esta política, proyectarnos globalmente como país avanzado -a través de Marca España-, promover y proyectar nuestros valores e intereses y lograr una mayor coherencia, eficacia y transparencia de la acción exterior.

Para el titular de Asuntos Exteriores, hay que seguir aumentando la colaboración entre personas públicas y privadas que actúan en acción exterior, así como con los distintos departamentos ministeriales, comunidades autónomas, ayuntamientos y organizaciones no gubernamentales.

Cataluña y la marca España

El exministro de Asuntos Exteriores y Cooperación ha calificado de "incomprensible" la actitud del Estado con el viaje a Dinamarca del president en funciones, Carles Puigdemont, después de que la Fiscalía pidiera al Supremo que activara la euroorden de detención. Margallo ha dicho bien claro que el único candidato a la presidencia de la Generalitat "está completamente fuera de control y marca el juego" y también los tiempos.

En este sentido, el exministro confiesa que "no sé qué pasaría" si la situación fuera al revés, es decir, si un "presunto delincuente que ha querido da un golpe de estado" en otro país de la UE, "se paseara" voluntariamente por España.

Ante la gestión española de la visita de Puigdemont a Copenhagen, que queda claro que no ha convencido a Margallo, el exministro ha querido recordar que el viaje estaba anunciado desde días atrás. "Puigdemont no aparece de madrugada en Copenhague. Ya se sabía", ha querido dejar claro.